14/10/13


Custodios del evangelio




Muchas bendiciones de parte de Dios para todos!


El evangelio ha sido, es y será uno de los temas que más suscitan debates y controversias, muchos son portavoz del evangelio y otros aspiran serlo. Algunos lo han tergiversado y otro siguen anunciándolo de forma fiel a como está escrito. Algunos se hacen llamar embajadores de Cristo y no lo son, en esta acción lamentablemente multitudes han sido engañadas. A través del tiempo todos aquellos que anuncian el evangelio han sufrido persecuciones, algunos perseveran y otros los embates de la vida los aplastan.
avivameentucamino.blogspot.com

En el día de hoy tenemos un pequeño pasaje que nos demuestra que sí se puede anunciar y perseverar en el evangelio hasta el final. Veamos cómo?


Nuestra base bíblica es:
 Y esto a pesar de los falsos hermanos introducidos a escondidas, que entraban para espiar nuestra libertad que tenemos en Cristo Jesús, para reducirnos a esclavitud,  A los cuales ni por un momento accedimos a someternos, para que la verdad del evangelio permaneciese con vosotros. (Gálatas 2: 4,5).


La situación que se estaba viviendo en el momento inmediato en que el Apóstol Pablo va a visitar la iglesia en Galacia es que había hermanos nativos judíos creyentes del anuncio de salvación y había nuevos gentiles convertidos al evangelio de Cristo. Los primeros no aceptaban a los segundos. Sumado a esto los falsos hermanos que eran infiltrados entre los creyentes para convencerlos de que no sigan el evangelio que se le predicaba.



Tenemos dos vertientes:


Uno.
-Y esto a pesar de los falsos hermanos introducidos a escondidas, que entraban para espiar nuestra libertad que tenemos en Cristo Jesús, para reducirnos a esclavitud-

Dice la palabra que todo aquel a quien el hijo del hombre libertare, será verdaderamente libre. La pregunta puede ser: de qué nos libertan,  y a qué libertad nos conducen?

El evangelio es buenas nuevas, noticias nuevas y buenas. Antes de conocer y aceptar a Cristo como Salvador, todos nosotros estamos sumergidos en nuestros delitos y pecados, la palabra dice que el alma que peca esa morirá. En esta forma de vida, estamos muertos espiritualmente por causa del pecado, estamos alejados de la gloria de DiosPor cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios. (Romanos 3:23).


Una vez que confesamos a Cristo con nuestra boca y creemos con el corazón para justicia, ya nuestra vida cambia, pasamos de un estado de muerte espiritual a una nueva vida espiritualmente también.
Es aquí en donde pasamos de ser esclavos del pecado a ser creaturas libres en Cristo.




avivameentucamino.blogspot.comMientras vayas caminando en tu nueva vida, encontrarás hermanos en la fe que no son reales, que fingen ser seguidores y practicantes del evangelio y no lo son. Aquí es donde se aplica el verso cuatro, de nuestra base bíblica, que los hermanos falsos son como espías para hacer que los que están dentro del camino de Dios se salgan, nieguen la veracidad de Cristo.

En nuestra vida, hallaremos muchas cosas falsas como: bendiciones que creemos que es de parte de Dios y no es así, palabras que nos ministran que creemos que es de parte de Dios y tampoco es así, personas que se acercarán a nosotros para desviarnos y poco a poco destruirnos, con la frase de “eso no es nada”, “un poco que hagas o digas de esto no es nada”. Con estas pequeñas sutilezas se empieza a disuadir a un creyente.  


Es decir, que la “falsedad” en el camino del evangelio será uno  de los obstáculos más fuertes y grandes que tendremos que enfrentar, para no volver a ser hijos de desobediencia, para no volver a enlodarnos con el pecado.
Qué podemos hacer?
Pedir siempre a Dios el discernimiento, sabiduría para detectar semejante mal. Además de permanecer en una búsqueda constante de Dios.



Dos.
Dice en el verso cinco de nuestra base bíblica:

A los cuales ni por un momento accedimos a someternos, para que la verdad del evangelio permaneciese con vosotros.


Una de las actitudes más admirables del Apóstol Pablo en este pasaje de estudio, es que tenía una valentía y determinación contundente, aunque en su persona física fuese sometido a cualquier tipo de calamidad, este hombre estaba plenamente convencido del evangelio que predicaba. A Dios sea la gloria!


Hoy día todo  creyente en ese mismo evangelio que ha sido dado a conocer de generación en generación, necesita este tipo de valentía y determinación para seguir anunciándolo y para resistir a los falsos religiosos que andan desvirtuando la verdad de Cristo.


Esto nos deja una enseñanza profunda y es que el evangelio lo debemos cuidar como si fuera una parte de nuestro propio cuerpo, así como velamos y protegemos cualquier otra posesión, así debemos ser guardianes o custodios primeramente en nuestro propio andar y luego para con los demás.



*Hay cosas que se pueden cumplir lícitamente, pero cuando no se pueden hacer sin traicionar la verdad, deben rechazarse. No debemos dar lugar a ninguna conducta por la cual sea rechazada la verdad del evangelio.

Es decir, aquellos que se dedican a desviar a los que creen de forma genuina en el evangelio son como traidores.

Porque éstos son falsos apóstoles, obreros fraudulentos, que se disfrazan como apóstoles de Cristo. Y no es maravilla, porque el mismo Satanás se disfraza como ángel de luz. (2 Corintios 11:13, 14)

Finalmente, cómo podemos perseverar y ser custodios del evangelio de la fe? De la siguiente manera:

El mismo Apóstol nos da la solución principal: No acceder aquellas malas insinuaciones. Para que la verdad del evangelio permaneciera en la iglesia de los gálatas.

Entonces: primeramente nosotros no debemos acceder, al contrario debemos de resistir la mentira y falsedad para que el evangelio siga en nosotros.
 Dependemos de Dios para llevar a cabo toda labor en el evangelio de forma exitosa, una de estas labores es cuidar, proteger el evangelio de todos aquellos falsos hermanos y todas aquellas falsedades que no van acorde con la palabra de Dios.
Pidamos a Dios la valentía y determinación de creer en Su palabra para difundirla y compartirla con otros.
Pidamos a Dios el discernimiento para reconocer el trigo de la cizaña, al creyente genuino del que no lo es.
Permanecer unidos a Dios, mediante su Santo Espíritu.  

Te recomiendo complementar esta interesante enseñanza con liderazgo para servir


*Mathew Henry, comentario de la Biblia.


Paz y Gracia!


No hay comentarios.:

Publicar un comentario